Por Jennifer Pava Jeaneaux

Es una película que invita a compartir la experiencia de fe que acompañó a las primeras comunidades cristianas, animada por el testimonio de San Pablo en sus últimos días desde la prisión. Plantea la valentía de ser cristiano en un momento muy difícil de persecuciones a cargo de Nerón y también muestra cómo cada uno va afrontando estos hechos, que sin duda marcaron su historia, su fe y la nuestra, hasta el día de hoy.

Una situación muy especial e interesante es, cómo se va recopilando las palabras de Pablo a través de San Lucas quien aparece como una persona muy reconocida dentro de los cristianos y como un buen amigo de Pablo que lo acompaña a lo largo de la película, en la prisión.

Todo el que quiera renovarse en su fe y beber del testimonio de aquellos hermanos nuestros que sembraron las primeras semillas de lo que hoy es la Iglesia, puede regalarse ese espacio viendo esta película

Mínimo 4 caracteres